sábado, julio 14, 2007

Me encanta... tener razones (Campus Excelencia II)


El otro día escribí sobre tal evento Excelente (ver post)

Hoy encuentro a reena y su blog Reflexiones sin pausa. Y un post que invito a leer sobre el Excelente evento (Campus Excelencia 2007).


... por lo demás, no es por criticar de manera gratuita, no crean. Es que seguimos en Canarias ostentando récords de fracaso escolar que no son convenientes para los cambios que vivimos y viviremos... en tantos órdenes (ver noticia del Canariasahora) y... de verdad no sé si sé, y por no saber no sé, si con eventos Excelentes de estos, que cuestan un buen dinero, se ayuda a resolver lo primero o bien si lo segundo... sirve para algo a lo primero. O si nada tiene una cosa que ver con la otra... o si el dinero público está para gastarlo en aquello que es de base, primero, para luego -por más tarde- alcanzar las Excelencias esas de las que hacen Galas.

La verdad es que no tienen para algunas cosas mucha vergüenza algunos. La charla improvisada sobre "Ventajas e inconvenientes de ser un Premio Nobel" (ver 11:30 horas del post de reena), da para pensar. Por ejemplo, hasta qué punto, eso de pasear por el planeta a grupos de Nobeles premiados reuniéndolos y no sé si "acercándolos a la sociedad" aquí y allí (campus Excelentes de estos se celebran varios por diversas geografías). Hasta qué punto no es esto negocio, lícito sí, pero ante el cual el dinero público no se pusiese con facilidad para consumir un producto cuya utilidad social, me permito dudar.


Yo no he tenido nunca premio. Ni Nobel ni nada. Por tanto no sé de sus ventajas e inconvenientes. Pero algo afirmo seguro. Sin trabajo no hay premio y con medios el trabajo es más efectivo. Por tanto... más medios en las aulas públicas... y menos beneficios para terceros bien privados. Y con trabajo... hasta Nobeles hay.



2 comentarios:

URUGUAYOS EN LANZAROTE dijo...

Yo tengo marcadas diferencias con este tipos de eventos. Y más cuando aquí en estas dos isla (Fuerteventura y Lanzarote) hay una gran carencia en dos cosas básicas para nuestra sociedad como son la salud y la educación.

Tal vez esos dineros utilizados para financiar estos encuentros de nobeles y ex-presidentes corruptos, tendrían mejor utilidad si se destinasen a que funcionarios idóneos revisaran las instalaciones deportivas y de ocio, para que nunca más uno de nuestros niños sufra una desgracia.

Tal vez seria un buen destino... tal vez, pero no es negocio.

Saludos
José

reena dijo...

Hola!

Yo iba al Campus con toda la ilusión del mundo, pensando que iba a aprender bastantes cosas sobre la situación real de África y, como futura ingeniera, en qué se puede ayudar, porque algo que siempre he tenido claro es que para que yo haya podido crecer bien, ellos han tenido que sufrir. No me parece justo, así que me gustaría ayudar en algo...

Pero no creo que el Campus este sirviera de verdad, básicamente porque el objetivo era "buscar soluciones para el problema de África", y eso es bastante ambicioso (pero hay que justificar de alguna manera el dinero, no?).

En la Antigüedad, las mentes privilegiadas formaban consejos de sabios y ayudaban a los mandamases. Ahora solo se les paga viajes por el mundo para que no piensen y se conviertan en borregos. Toda la excelencia que podían tener esos premios Nobel que yo vi, la perdieron cuando respondieron las preguntas de la gente.

Saludos y gracias por el link :)

P.D.: Disculpe si le llega el comentario repetido. La conexión de la Universidad falla bastante.