domingo, marzo 25, 2007

Tindaya. Desacuerdo con el "arte monumental"

Lo de intervenir y cómo en el paisaje, en la medida en que la nula intervención es imposible, resulta de una posición filosófica; de principios, valores y estética; de ideas de lo que debe o no ser, y cómo debe ser.

Un día a una persona dedicada al arte se le ocurrió la idea de horadar una montaña en Fuerteventura para “crear”… (Invito a leer mi post del 08/09/06)

El proyecto intervencionista, cuya cualidad artística no afirmo pero al que no dudo dotado e influido de y por ideas megalómanas y mercantilistas –en el orden y la posición que se quiera- sigue adelante. Así lo informa hoy La Provincia.

Tindaya ya es arte, sin necesidad de mentes y máquinas. En la Montaña, y en sus alrededores, hay que intervenir para preservar el paisaje tal cual, consecuencia de millones de años de evolución natural. Ese es el gran arte, el de la naturaleza… la generación, formación o creación de la Montaña, no otro, denominado proyecto por su secuenciación, intervencionista, encrucijada entre la extracción minera, un parque de atracciones o el reflejo “monumental” de un artista ¿iluminado?.


la foto es de Alex Castellá

1 comentario:

Corpi dijo...

Hay que ser estúpido para intentar mejorar en cuatro días lo que la naturaleza a modelado en miles o millones de años. Yo prefiero las obras de la naturaleza a las de los hombres, sobre todo las modernas que ni las entiendo ni me dicen nada.
Un saludo